Sobre la Fabricacion Digital

Una nueva revolución digital ha llegado, esta vez en la fabricación. Se basa en las mismas ideas que consiguieron las digitalizaciones anteriores, en el campo de la computación (los ordenadores personales) y en el de la comunicación (internet), pero ahora lo que se está programado es el mundo físico y no el virtual. La fabricación digital permitirá a cualquier persona diseñar y producir objetos en el mundo real,  donde y cuando lo necesiten.

La tercera revolución industrial ,la que esta sucediendo ahora, incluye la capacidad de cualquier persona para utilizar tanto maquinas de fabricación aditiva (impresoras 3D) como maquinas de fabricación sustractiva (fresadoras, cortadoras láser, ploter de corte…)…y no estamos preparando a nuestros futuros creadores de nuevas tecnologías en ese mundo de creación digital.

Pero seguimos formando a trabajadores del siglo XXI en una escuela del siglo XIX.

La fabricación personal ha existido durante años como un elemento básico de la ciencia-ficción. Cuando la tripulación de la serie de televisión Star Trek tenían alguna necesidad, podían utilizar el replicador a bordo para hacer todo lo que necesitaban.

Esto puede parecer ciencia ficción, o algo salido de la mente de un guionista, pero científicos de varios laboratorios (entre ellos el Centro de Bits y Átomos del MIT, de cuyo director ha salido la idea de creación de los Fab Labs) están ahora trabajando en el desarrollo de procesos que pueden colocar los átomos y moléculas individuales en cualquier estructura que quieran. A diferencia de las impresoras 3-D de hoy en día, estas nuevas maquinas serán capaces de construir sistemas funcionales de una sola vez vez, simplemente modificando su estructura molecular. Lejos de ser ciencia ficción, estas maquinas cada vez son mas cercanas.

Pero no nos vayamos tan lejos, y acerquémonos un poco mas al mundo actual. Estamos acostumbrados a que el mercado nos nutra con los elementos tecnológicos que necesitamos, cuando lo que realmente hacen es crearnos necesidades sobre productos que ya tienen diseñados y producidos, y a los que tienen que darle salida.

Pero la tercera revolución industrial, de la que los Fab Labs son una parte muy importante, devuelve al individuo la capacidad de fabricar sus propios elementos tecnológicos, sus propias soluciones a los problemas que realmente la industria no puede llegar. Por eso es importante que nos levantemos del sofá y nos pongamos a trabajar en nuestras propias necesidades, por que si no son rentables, no se harán nunca realidad.

Lectura recomendada: «Fab: The Coming Revolution on Your Desktop-from Personal Computers to Personal Fabrication.» De Neil Gershenfeld.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *